Armas Blancas / 11.01.2019

Todo un cuchillo plegable Conocí a Sal Glesser hace unos 30 años cuando vino a España con Austin Sheridan a promocionar sus armas blancas. Rápidamente nos caímos bien y pude observar cómo era una navaja de verdad, hecha a conciencia y con la mayor tecnología del momento. A partir de entonces ha sido casi una cita obligada en la feria IWA pasar por su estand, donde me suelo encontrar a su hijo Eric y a Joyce Laituri que siempre tienen a bien mostrarme todas las novedades. [caption id="attachment_2408" align="alignleft" width="223"]...