Trompeter & Ritchi Dinner Knife

El lujo de la caza en la mesa

Los lectores de esta publicación conocen bien a la firma  Trompeter & Ritchi, ya que en varias ocasiones he tenido el placer de publicar sus trabajos, ya sean de grabados en armas de fuego o, como en este caso, armas blancas. Su orientación filosófica en cuanto a trabajos se refiere ha sido desde sus comienzos ir hacia lo más alto.

De hecho, visitar su atelier o sus estánds en las distintas ferias a la que acude (IWA, Las Vegas, Abu Dhabi o Moscú) es siempre gratificante, pues hallaremos verdaderas joyas a nuestra disposición. En este caso, un cuchillo custom para usar mucho, pero que sintetiza la realización de un sueño que podemos poner al mismo nivel que cualquier actividad que nos resulte grata.

 

Trompeter & Ritchi

La unión entre el recazo y la empuñadura es perfecta.

Tengo el placer de conocer a Richard Maier desde hace tiempo, quien con su socio fundador, Egon Trompeter, han creado esta empresa en 1994. Como ya he dicho en otra oportunidad, decir que hacen cuchillos es empequeñecer su obra, ya que Trompeter & Ritchi  diseña, desarrolla y ejecuta todo tipo de objetos de lujo desde mobiliario de seguridad (armeros y joyeros) de alta tecnología a cajas de presentación, piezas de automóviles o trabajos de grabado en armas de fuego de los mejores armeros del mundo. Y todo lo realizan desde su taller de grabado en Bondorf, ciudad próxima a Stuttgart.

 

Un cuchillo para la mesa

Uno de los aspectos fundamentales de un utensilio es que cumpla su cometido, para ello debe ser diseñado con inteligencia. Un cuchillo de caza usualmente no sirve para llevar a la mesa, pues su defensa se interpondrá con el plano de corte. Por ello, este cuchillo carece de ese elemento y mantiene unas líneas limpias. Como cualquier otro proyecto se realiza de forma única, abarcando la elección de los materiales, diseño, estuche de presentación y funda de transporte del arma blanca, etc.

Lo primero que llama la atención de los cuchillos de Trompeter & Ritchi es la caja de presentación, que nada tiene que ver con la de otros diseñadores o fabricantes. Al abrirla en primer término encontramos el cuchillo y por debajo la funda, certificados de autenticidad, etc.

La hoja es ligeramente drop point de dos mesas, con vaceos profundos pulidos a espejo.

De este modelo se han realizado tres versiones en las que hallamos su principal diferencia en el acabado de la empuñadura. En todas ellas siempre será marfil mamut, en los dos primeros modelos varía la coloración y en el último se incluye un hábil trabajo de scrimshaw, del que sabemos que Ritchi Maier es considerado uno de los pioneros en su utilización en Europa en la actualidad, ya que su uso nos llega desde la prehistoria. En los principios del arte cuando se inició una cultura ligada a la caza y a sus rituales. Recordemos que las piezas de arte más antiguas están grabadas en colmillos de mamut.

El vocablo anglófono scrimshaw involucra un tipo de grabado sobre materiales como cuerna, hueso o marfil, que fue rescatado por los marineros británicos durante sus largas travesías marítimas. Otra diferencia que vemos, al menos en los modelos estándar, si es que es adecuado usar este término en un cuchillo de Trompeter & Ritchi, es que el nº3 lleva una hoja más corta.

Una consideración más sobre el uso del material fósil: éste aporta varias ventajas, primero y como es obvio su estacionamiento y, por si fuera poco, se lo ha estabilizado mediante procesos químicos, por tanto, no es degradable con paso del tiempo y puede ser utilizado en cualquier situación. Sólo tiene el pequeño inconveniente de su alto precio.

La hoja es enteriza, con lo cual estamos ante un elemento realmente fuerte para acometer cualquier tarea, ya que las cachas de marfil de mamut están unidas a ésta por ocho remaches. Pertenece ligeramente, al tipo drop point o punta caída, llama especialmente la atención los profundos vaceos en cada mesa de la hoja. Tanto ésta como su recazo están pulidos a espejo.

Este es el modelo nº 3, en el que vemos la inclusión del scrimshaw en la empuñadura de mamut y una hoja más corta.

El tenedor es el segundo elemento que constituye este equipo llamado por su diseñador, Dinner Knife (del inglés: cuchillo para cenar). Está producido en el mismo material que la hoja del cuchillo, acero ATS 34, una aleación muy duradera y que conserva el filo a pesar de su uso.

La funda de piel está correctamente ejecutada y permite un transporte seguro, evitando su pérdida, gracias al encastre exacto con el cuchillo. Asimismo, la colocación de presilla de la funda hace que ésta se pegue al cuerpo y nos convierte en un todo con el arma evitando enganches con la vegetación, etc.

El Dinner Knife es una creación de Trompeter & Ritchi, no obstante, la firma está deseosa de emprender nuevos retos en conjunción con los sueños de sus clientes. Por último una reflexión: durante la juventud cuchillos como los de Trompeter & Ritchi son considerados caprichos, pero con los años se convierten en necesidades.

 

Nota: agradecemos la sesión de material a Trompeter & Ritchi, www.trompeter-ritchi.de 

Saúl Braceras

No Comments

Post A Comment

diez + 3 =