Delta Minidot

Cuando la rapidez en la adquisición del blanco se impone

Es llamativo como de casi la nada una firma polaca pone en el mercado un sinfín de visores de alta gama y  a un precio muy ajustado.

En este caso analizaré uno holográfico o de punto rojo. Este tipo de visores se desarrollaron para la aviación de combate y, desde su paso al plano civil y deportivo, han constituido un verdadero éxito en ventas.

Son ligeros, el Minidot pesa 46 gramos, pequeño (46.x26x25 mm.), sencillo de utilizar; de hecho; ni siquiera lleva un interruptor para encenderlo o apagarlo, simplemente con quitar la caperuza comienza a funcionar, gracias a su batería de litio CR2032. En cuanto a la brillantez del punto, se autoregula gracias a un sensor lumínico; por tanto, ni siquiera de esto nos tenemos que preocupar.

Montaje para carril Weaver

En su caja de embalaje trae todo lo que necesitamos para instalarlo y centrarlo con el arma; que por si no se había dado cuenta, puede ser corta o larga, ya que su enfoque es infinito, aunque el paralaje está graduado a 50 metros. El punto rojo es de 3 MOA, por tanto, no conviene hacer disparos de más de 150 metros, pues éste ocupará un área grande en esas distancias. Creo que lo óptimo es utilizarlo por debajo de 100 metros.

Como podemos observar trae una montura para Weaver de 22 mm. y otra que se puede acoplar a ésta de raíl de 6 a 14 mm. Para la unión entre ambas utilizaremos dos tornillos Allen.

Dentro de la caja encontraremos un disco graduado, que es el que usaremos con el destornillador para regular la altura y deriva de nuestro punto rojo.

Debido al tipo de acople al arma, ya sea por carril Weaver o raíl, podremos ponerlo y quitarlo cuantas veces deseemos, una vez centrado. Sólo una uña con tornillo los ajustará en su posición.

Las dimensiones de la lente son 22×17 mm., por tanto, es fácil verlo sobre el arma y como tiene 1,07 aumentos, nos ayudará a siluetear mejor los objetos en la naturaleza o en el campo de tiro.

 

En el campo

Con un destornillador

Este tipo de visor es ideal para la caza en montería, ojeos o cualquier modalidad cinegética donde se requiera un tiro rápido y certero, o para el tiro deportivo ya sea plato, Skeet, IPSC con arma corta y/o larga, etc. Su uso es por demás intuitivo y, gracias a su campo de visión de 14 metros a 100, nos dará la confianza necesaria para tirar ese plato esquivo, el jabalí en el cortadero o la difícil tarjeta en Tiro Práctico. Es muy fuerte y resistente a los retrocesos, pudiendo soportar el castigo de una escopeta semiautomática para patos del 12 Magnum o los simultáneos disparos secos de una pistola .38 Súper.

Sin duda, una opción para la próxima temporada.

¡Buena caza!

Nota: Agradecemos a Comercial El Caldén, S.L., Te: 91 702 4503, www.elcalden.es , info@elcalden.es la cesión del material para la redacción de este artículo.

José Cid

No Comments

Post A Comment

3 × 4 =