Carl Walther

Excelencia y confiabilidad

Pedro Beristarain

Walther Modelo 1 una pistola semiautomática de bolsillo de martillo oculto y simple acción, calibre: 6,35mm. Browing, introducida en 1908 y fue el primer gran éxito de la compañía.

 

Las armas de esta empresa, desde su más temprana época, significaron un paso adelante del resto. Esto es fácilmente comprobable cuando vemos una Walther PP, que es un arma totalmente actual, salvo que fue presentada en la década de 1920. Y en casi todos sus productos nos ocurrirá lo mismo.

La historia de las armas es la de Walther (Armas cortas)

Carl Walther fue un armero alemán que instaló su armería en Zella Mehlis, Thuringia, en 1866. Dicha empresa estaba destinada a la fabricación y reparación de armas de competición, actividad en la que aún se centra. La familia Walther, originaria de la región de la Thuringia, demostró su capacidad durante años en la fabricación de escopetas y otras armas de fuego. Los principios humildes de la familia no impidieron que en 1886 pusieran en Zella-Mehlis los pilares de lo que se iba a transformar en una empresa de reconocido renombre. El impulso definitivo hacia lo que sería la nueva marca lo imprimiría Carl Walther, hijo de aquellos primeros pioneros. Este hombre, junto a su familia y en especial tomando el empuje de su hijo Fritz, dio el impulso definitivo de la firma hacia un campo concreto, como serían las pistolas semiautomáticas.  Ya en 1908 presentaron la primera semiautomática, denominada Modelo 1 en calibre 6,35 mm., a la cual le seguirían en poco tiempo otros cuatro modelos adicionales. Como la Walther Modelo 2 una pistola semiautomática de bolsillo de martillo oculto y simple acción, calibre: 6,35 mm. Browning,  introducida en 1909. Su funcionamiento es de cierre por inercia y fue la primera pistola Walther en que el muelle recuperador abrazaba  al cañón.

Walther Modelo 2 introducida en 1909, era una pistola semiautomática más sencilla que el modelo anterior y mantuvo su calibre 6,35 mm. Browning.

 

La Walther Modelo 3 redunda en los éxitos obtenidos en pistolas de bolsillo, pero aumenta su calibre al 7,65 Browning.

La Walther Modelo 4 aparece con un tamaño intermedio, sigue con el martillo oculto de simple acción y adopta el mismo cartucho que el modelo anterior: el 7,65 mm. Browning. Fue introducida en 1910. Su funcionamiento, como es lógico, era de cierre por inercia. Fue muy utilizada por los oficiales alemanes durante la Primera Guerra Mundial. Se fabricaron más de 250.000 ejemplares.

La Walther Modelo 5 es muy similar al modelo 2 (pero fue introducida en 1913) del cual mantiene su calibre y funcionamiento por cierre de inercia.

Tras la muerte de Carl en 1915, la dirección de la compañía sería asumida por su hijo Fritz Walther, quien imprimiría con mayor empuje el desarrollo de pistolas semiautomáticas.

La Walther Modelo 3 redunda en los éxitos obtenidos en pistolas de bolsillo, pero aumenta su calibre al 7,65 Browning.

 

La Walther Modelo 6 es la primera pistola de esta firma de tamaño reglamentario, aunque mantiene el martillo oculto y es de simple acción, pero adopta el cartucho 9 mm. Parabellum. Tenía un cañón de 125 mm.

La Walther Modelo 7 fue una pistola semiautomática de tamaño intermedio y martillo oculto de simple acción, introducida en 1917, calibre: 6,35 mm. Browning. Era muy similar en apariencia al modelo 4 en calibre 7,65 mm. Browning.

La Walther Modelo 8 era una pistola semiautomática de tamaño intermedio y martillo oculto de simple acción, calibre: 6,35 mm. Browning  y su funcionamiento es de cierre por inercia. Fue introducida después de la Primera Guerra Mundial y se mantuvo en la producción hasta el final de la Segunda Guerra Mundial.

La Walther Modelo 9 fue una pistola semiautomática de bolsillo más pequeña de todas, mantenía su martillo oculto, simple acción y calibre: 6,35 mm. Browning. Fue introducida después de la Primera Guerra Mundial y se mantuvo en la producción hasta el final de la Segunda Guerra Mundial. Su mecanismo de percusión era copia de la modelo 1.

A principios de los años veinte, pese a la deplorable situación en que se hallaba inmersa Alemania tras haber perdido la Primera Guerra Mundial, el esfuerzo continuado de la familia le había llevado a desarrollar y poner en el mercado hasta nueve modelos diferentes.

El año 1929, año conocido como de la “gran depresión mundial”; la firma que nos concierne se hallaba en pleno proceso de reestructuración pilotada por Fritz. Bajo la dirección de este hombre emprendedor, vería la luz uno de los modelos más representativos de la marca, el cual aún hoy sigue produciéndose. Me refiero a la PP, antecesora de célebre PPK (Police-Pistol Kriminal).

La Walther Modelo PP fue una pistola semiautomática de simple y doble acción con martillo externo, totalmente revolucionaria. Se la recamaró a varios calibres: .22 LR, 6,35 mm. Browning, 765 mm. Browning y 9 mm. Browning.

Walther Modelo 4 pistola semiautomática de tamaño intermedio introducida en 1910 con martillo oculto de simple acción, calibre: 7,65 mm. Browning.

 

A la citada le sucedió la Walther Modelo PPK, una arma muy similar pero más compacta. Mantenía el uso de los mismos cartuchos: .22 LR, 6,35 mm. Browning, 765 mm. Browning y 9 mm. Browning, aunque su cargador se reducía en un cartucho (7) en el 9 mm. Browning. Fabricada originalmente entre 1931 y 1945. Existe una versión con armazón ligero.

Walther Modelo 5 pistola semiautomática de bolsillo de martillo oculto y simple acción, introducida en 1913, calibre: 6,35 mm. Browning, similar a la modelo 2.

La Walther Modelo PPK/S se debe a una ley estadounidense y, por tanto, se creó un arma intermedia, la PPK/S, que aporta el armazón de la PP y la longitud de corredera y cañón de la PPK. Por tanto, se puede decir que éste es un desarrollo hecho a medida de la legislación americana. Como es lógico, aporta un cartucho más que la PPK y tiene su misma longitud, aunque en altura es como una PP, fue fruto de una joint venture Smith & Wesson/Walther.

Esta es todo un ejemplo de arma de autodefensa que ha sido llevada al cine en un sinfín de películas,  tal vez el serial del agente 007 sería el más conocido al ser la pistola preferida de James Bond. En la actualidad, continúa produciéndose en los Estados Unidos por Smith & Wesson bajo licencia, pero manteniendo el nombre y comercializada como Walther.

La aparición de la saga PP tuvo un recibimiento excelente por parte del mercado. De hecho aún lo es, y ha conocido un sinfín de copias, algunas bajo licencia, otras no. Los soviéticos, durante la guerra fría, la copiaron en una versión más económica y basta conocida como Makarov.

Walther Modelo 6 pistola semiautomática de tamaño reglamentario con martillo oculto y de simple acción. Calibre 9 mm. Parabellum., fue la primera de estas armas que recamaró el cartucho reglamentario. Tenía un cañón de 125 mm.

 

A la familia de la PP le siguió otra pistola revolucionaria, la P-38, denominación utilizada por el ejército alemán de entonces, pero antes y con motivo de las Olimpíadas de Berlín, nació la  Walther Modelo 1936, una pistola semiautomática de tiro deportivo. Es anterior al modelo Olympia. Calibre: .22 LR

La Walther Modelo Olympia en calibre: .22 LR con una capacidad del cargador: 10 cartuchos aporta una longitud del cañón de 243,8 mm. y alza de tiro regulable.  Fue introducida en el mercado en 1938.

Dentro del marco deportivo apareció la Walther Modelo PP Sport, con un cañón de 150 mm. de longitud y destinada al deporte de precisión competitiva.

La Walther P-38 nació de la evolución de la Walther Modelo AP que era una pistola semiautomática de reglamento con cierre calzado y de simple y doble acción. Fue prototipo y sirvió de base a la modelo HP,  con menos de 100 ejemplares fueron producidos. Calibre: 9 mm Parabellum.  De la Walther Modelo HP que era una pistola semiautomática de reglamento con cierre calzado y de simple y doble acción, surge el principal prototipo de la P-38. Su principal cambio con el modelo anterior fue la adopción de un martillo externo. Al igual que su antecesora y descendiente ésta mantuvo su calibre 9 mm Parabellum.

Walther Modelo 7 pistola semiautomática de tamaño intermedio y martillo oculto de simple acción introducida en 1917, calibre: 6,35 mm. Browning.

Walther Modelo P38 fue una pistola semiautomática de reglamento con cierre calzado  de simple y doble acción y martillo externo. Símbolo del Ejército nazi que combatió en la Segunda Guerra Mundial y más tarde fue la pistola que permitió a Walther no sólo reconstruir su fábrica de Ulm, sino relanzar su propio nombre a nivel mundial. Apareció en 1935, su nombre era Heeres Pistole, es decir, pistola para el ejército, incorporaba algunas de las características que hoy tienen muchas de las modernas de defensa o de servicio, como el mecanismo automático de bloqueo de la aguja percutora o el comando manual de desarme del gatillo. Es importante destacar que con respecto a la precedente P08 de servicio en el Ejército alemán, la P38 da un salto considerable en cuanto a lo que respecta a la seguridad de su utilización y al hecho de que su producción era menos costosa. Aportaba un inconveniente: tenía un número mayor de piezas. Por una P38 se pagaba en enero de 1943 la suma de 32 marcos contra los 35 necesarios para adquirir una P08. Entre las ventajas de la nueva pistola de la casa Walther y a diferencia del modelo anterior, se podía portar con tranquilidad con un cartucho en la recámara y disparar rápidamente gracias al mecanismo de disparo de doble acción.

Walther Modelo 8. Pistola semiautomática de tamaño intermedio y martillo oculto de simple acción, calibre: 6,35 mm. Browning. Fue introducida después de la Primera Guerra Mundial y se mantuvo en producción hasta el final de la Segunda Guerra Mundial.

 

De este modo, llega la Segunda Guerra Mundial y esta firma alcanza una plantilla de 2.000 empleados. Con el final de la contienda vino la rapiña y destrucción a la zona y, en particular de la firma Walther, que fue desarmada por los Aliados. De hecho, parte de la maquinaria fue a Francia y la firma Manurhin se benefició de ella, produciendo la mejor copia de la Walther PP, de calidad muy similar a la original.

Difíciles fueron los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial, con la histórica fábrica de Zella-Mehlis completamente destruida, pero habiendo alcanzado la confianza de los Aliados, debía emprenderse nuevamente la actividad. La responsabilidad recaería nuevamente en Fritz Walther, quien comenzaría una nueva época empezando por la construcción de la nueva fábrica en la ciudad de Ulm/Donau. Las carabinas de aire fueron una de las primeras actividades de la firma tras la Guerra Mundial, dado que las fuerzas de ocupación aliadas no permitieron inicialmente la producción de armas de fuego.

(continuará)

Nota: agradezco la cesión del material fotográfico de la subasta del 1 al 11 de mayo de 2018 a Hermann Historica, Linpunstraße 16, D-80335 München, Tel.: +49 (0) 89 – 54726490. Fax: +49 (0) 85-47264999. E-mail: contact@hermann-historica.com. www.hermann-historica.com

 

No Comments

Post A Comment

cinco × uno =